"CHAMARTÍN: AÚN A TIEMPO"



Con este título tan concreto sobre lo que piensa, el pasado 17 de julio en el diario El País, Eduardo Mangada, el que fuera Consejero de Ordenación del Territorio y Transportes de la Comunidad de Madrid, con el Presidente Leguina, aludía a algo que hemos tratado en este blog en diversas ocasiones con motivo de alguno de nuestros cursos, y que será objeto de reflexión en el próximo ciclo de conferencias “Diálogos sobre Conflictos Urbanos”, que esperamos desarrollar en el año 2019 en La Casa Encendida, entre los meses de enero a mayo.

El autor del artículo, que como es obvio habla con conocimiento de causa, califica la operación de:

“Un negocio especulativo”

Lesivo, porque acentúa la histórica desigualdad entre el norte y el sur y detrae recursos, públicos y privados, necesarios para una nueva “recuperación de Madrid” para sus ciudadanos.”

Finalmente hace una proclama:

“¡¡¡Suelo público para responder a las necesidades y esperanzas de la ciudadanía y no como mercancía!!!”


Seguimos pensando algo que en otras ocasiones hemos planteado públicamente y que hace pocas fechas tuvimos ocasión de reproducir aquí, coincidentes con el artículo que reseñamos de Eduardo Mangada.

El interés de la materialización de este proyecto viene de lejos, pero los mismos interesados no han tenido capacidad de gestionarlo, afortunadamente. Pero son Madrid y sus vecinos los que necesitan soluciones dignas, suturando la “herida” producida por las vías del tren, como ya se hizo en el Pasillo Verde Ferroviario, capaces de equilibrar el norte y el sur de la ciudad, “al margen de malabarismos financieros” 

(JMR)

Foto JMR


EL PRESENTE Y EL FUTURO DE LAS CIUDADES

Una conversación con Pedro Bravo (en la Cadena SER)

A lo largo de la historia las ciudades han ido evolucionando, cambiando su forma de interactuar con sus ciudadanos, han puesto en marcha servicios que facilitan la vida a sus moradores, se han convertido muchas de ellas en “recipientes” masivos de personas, otras tienen dificultades para la supervivencia por un abandono progresivo de la población. Pero en las ciudades también se han ido generando problemas que empiezan a ser elementos que se trasladan a una parte importante de los ciudadanos.

El pasado 9/8/2018, el periodista y experto en movilidad, Pedro Bravo ha mantenido una conversación sobre un sin fin de elementos que configuran el presente y el futuro de las ciudades, identificando algo que es evidente:

“Las ciudades están en constante transformación”
“Son motores de los cambios más rápidos”

Han aparecido “problemas” relacionados con las nuevas tendencias en el uso del ocio, como son las “visitas rápidas” a las ciudades que constituyen una nueva forma de turismo, que necesita para su desarrollo mayor espacio habitacional, lo que ha marcado una dificultad en la relación del turismo con los residentes habituales en la ciudad. Este fenómeno hace que la vivienda se esté constituyendo como un activo financiero.

“La vivienda se está transformando en un activo financiero”
“Esta situación hace que nos traten como formando parte del “Monoply”
“Se hace necesaria una nueva regulación del alquiler, como ya lo han hecho en Viena, Berlín, Paris, no se trata de ningún proceso revolucionario Bolivariano” (que evite parte de los problemas de la turistificación).

Cada vez es más evidente la necesidad de equilibrar el uso del espacio de las ciudades. No es posible que los ciudades tengan el 80% destinado al uso del automóvil y un 20% de uso peatonal.

“Madrid es una ciudad donde se camina mucho, pero tiene la dificultad de tener muchos coches”
“Lo primero que somos es peatones”
“Cada año mueren en España más de 20.000 personas por contaminación, más de las que se producen por accidentes de automóvil”
“El coche genera problemas y costes sociales. La libertad del uso del coche debe acabar en el bien común”

Obras calle Atocha de Madrid
Posiblemente el análisis de los problemas de las ciudades podría hacerse interminable. Como decíamos al principio, Pedro Bravo, que formará parte de los ponentes del próximo ciclo de conferencias que desarrollaremos en La Casa Encendida a partir de enero de 2019, con el título “Diálogos sobre conflictos urbanos”, aborda en la cadena SER una entrevista donde va desgranando algunos de los problemas enunciados anteriormente. (JMR)


HAY OTRAS FORMAS DE HACER POLÍTICA DE VIVIENDA

“Pax-Patios de la Axerquía es un Proyecto de innovación social para la rehabilitación de un barrio del casco histórico de Córdoba mediante un proceso que no redunde en el incremento de la presión turística ni en el aumento de los precios de la vivienda.” 

El proyecto Pax-Patios de la Axerquía está “dirigido a garantizar el derecho a la vivienda, pero también el derecho a la ciudad y, por eso, persigue la mejora sostenible del centro histórico sin que eso suponga un incremento de la presión turística y la consiguiente alienación social de zonas patrimoniales” (diariocordoba.com)

El Proyecto, liderado por Gaia Redaelli, fue seleccionado por el Observatorio del Consejo de Europacomo “Buena práctica” para la implementación de la Convención de Farosobre el valor social del Patrimonio en una óptica anti-gentrificación. Publicada el

En julio de 2018 ha obtenido el reconocimiento de “buena practica” otorgado por el Ayuntamiento de Madrid.por ser un proyecto de innovación social aplicado a la regeneración urbana y por contribuir a la construcción de una comunidad patrimonial surgida desde la ciudadanía” 

Ahora que los medios dedican tanta atención a las controvertidas estrategias de algunos ayuntamientos para combatir los efectos de la turistificacióny que el Gobierno anuncia una dudosa reorientaciónde la política de vivienda, resulta especialmente alentador conocer iniciativas como ésta, que según la Oficina de Economía Social del Ayuntamiento de Madrid podrían ser “transferibles” en sus principales líneas de actuación: 
·    Colaboración entre economía social y administraciones públicas como fórmula para la recuperación del valor de las viviendas históricas colectivas y para el favorecimiento del mantenimiento de la población local en zonas de alto valor con riesgo de gentrificación turística en los próximos años.
·    Potenciación de formas de vivienda cooperativa como alternativa a las formas clásicas de compraventa y alquiler.
·    Estrategia para la puesta en uso de viviendas y espacio público a través de procesos cooperativos y del turismo sostenible.

----------------------

(*) Gaia Redaelli intervendrá en el próximo curso que organizaremos en La Casa Encendida “Diálogos sobre conflictos urbanos”, en la sesión titulada “La apropiación del espacio residencial” 

MÁS SOBRE LA NECESARIA “REORIENTACIÓN” DE LA POLÍTICA DE VIVIENDA



Insistiendo en lo que dijimos en una entrada anterior (25/07/2018) nos hacemos eco aquí de un artículo publicado por Carmen Trilla en el diario El Mundo (5/8/2018), titulado “Vivienda Social”.

Por más obvio que parezca y por más veces que se haya repetido sigue siendo necesario insistir en lo que tan clara y acertadamente expone Carmen Trilla:

 “…la vivienda social es aquella que, siendo de titularidad pública o privada, es ofrecida en régimen de alquiler a precios no regidos por el mercado sino por la capacidad de pago de los inquilinos”. 
… “de lo que se trata es de darle un vuelco a nuestra situación estructural, promoviendo, comprando o rehabilitando viviendas que se puedan destinar a alquiler que no se rija por el mercado.”
“Dos ejes pues deben marcar la política de vivienda de futuro en España. El primero el incremento del parque social de alquiler y el segundo la supeditación de toda forma de vivienda protegida a una duración indefinida de su calificación con un control público de las transmisiones y de sus precios.”

Citamos también algo que publicamos en Ciudad y Territorio hace casi 10 años (*): 

“Hay que terminar con la confusión de que la única vía para satisfacer las necesidades de alojamiento es la compra de una vivienda y corregir la incongruencia que supone que la venta de una vivienda protegida dé lugar, de forma sistemática, a la apropiación privada de las plusvalías generadas con el esfuerzo público. Debería establecerse como objetivo la no enajenación de viviendas construidas con algún tipo de ayuda pública y, de forma transitoria, controlar los procesos de descalificación alargando progresivamente los plazos.”

También queremos recordar que entre las Conclusiones del curso “Un nuevo paradigma para la vivienda”, que celebramos en La Casa Encendida de Madrid en 2016, se dijo:

“Nunca ha existido auténtica política social de vivienda. Las políticas de vivienda han estado fundamentalmente orientadas a ofrecer facilidades financieras y fiscales para dinamizar la demanda en favor de una producción (sectores financiero, inmobiliario y de la construcción) que ha llegado a ser irracional por excesiva. La política de vivienda ha de desarrollarse como servicio público en el marco del “Estado social” y al margen del mercado de vivienda-inversión.

En el curso que celebraremos en 2019 en La Casa Encendida dedicaremos una sesión a la “Política de Vivienda”, para seguir reflexionando sobre estas ideas. Está prevista la intervención de Carmen Trilla (economista y presidenta de la Fundació Hàbitat3) y Juan Antonio Gómez-Pintado (presidente de ASPRIMA)
 (JVA)

(*) Vinuesa, J., De la Riva, JM. y Palacios, A. (2009) “Política de vivienda y urbanismo”, Revista Ciudad y Territorio Estudios Territoriales. 161-162, p. 516.